Si te decidiste a ser comercial es porque sabes en qué consiste este trabajo. Y si no lo sabías entonces seguramente pasaste bastante trabajo al inicio. Y es que el trabajo de comercial es mucho más complejo de lo parece. El mejor ejemplo de buenas prácticas en este sentido son los comerciales grupo planeta. Ellos son como un paradigma para quienes se inician en este trabajo.

Los comerciales deben ser personas muy despiertas y capaces de conseguir clientes con solo una sonrisa. Con esto lo que quiero decir es que deben ser muy carismáticos. Un comercial es alguien que sabe dialogar y sobre todo convencer. Por eso cuando me hablan de trabajo de comercial me asusto un poco, porque yo soy más bien tímido.

Los comerciales deben conocer a fondo el tipo de trabajo que realiza la empresa para la que laboran. De esta manera se puede entender mejor con sus clientes y obtener buenos resultados. Por eso debe estudiar mucho para no tocar puertas por gusto. En este trabajo el tiempo es oro, y no metafóricamente, el tiempo es dinero en realidad.

Un buen comercial sabe qué puertas tocar y qué decirle a un posible cliente para convencerlo.